Aborto Espontáneo. La pérdida de un bebé

 

Cuidado de salud durante el embarazo
Preparación para el embarazo
Síntomas de embarazo
Información sobre embarazo
Pruebas de embarazo

Uno de cada 5 embarazos termina en un aborto espontáneo, esto es la norma médica y algo que se espera a menudo. Pero a menos que tú seas una de sus víctimas, probablemente no estarás tan consciente de los traumas emocionales y físicos de tener un aborto espontáneo o pérdida de un bebé.

Para una mujer que ha pasado por una experiencia de un aborto, es un tiempo de soledad, duda personal y un sentimiento de fracaso.

"Yo me acuerdo cuando por primera vez supe que estaba embarazada...dijo una mujer recientemente...estaba tan emocionada, mi mundo completo había vuelto a la vida. Yo iba a ser la madre de alguien. Pero entonces, el manchado de sangre comenzó. Trate de no alarmarme. Llamé a mi doctor y me calmé un poco. Íbamos a estar bien. Algunas mujeres tienen manchas de sangre durante todo su embarazo y nosotros solo teníamos que "aguantarnos": No funcionó!, dos semanas después sentí que el bebé fue halado y todo terminó. Ya la palabra "nosotros" no existía más. Era la primera vez en mi vida que experimentaba la muerte."

Doctores, Amistades y Familiares no lo entienden...no lo comprenden.

Perder a un bebé es para muchas madres un final doloroso de sus sueños y esperanzas. Los doctores, enfermeras y amistades muchas veces ignoran esto y no saben como actuar con el sufrimiento que le sigue y con la pena que le acompaña. Una mamá de dos niños, antes de dar a luz a un tercer bebé, relata como no la entendian, no comprendían su sufrimiento: "Yo estaba en mi 4to. mes de embarazo, noté una pequeña mancha de sangre. Era tan pequeña que no pensé mucho en eso. Siempre había tenido embarazos sin nada raro y yo estaba en la semana 16, pensaba que no era nada.

Más tarde en el día, el manchado aumentó y yo no me sentía bien. Cuando llamé al doctor, me envió a la cama. No levantar nada, ni hacer quehaceres del hogar, o ninguna actividad física. Descanso en la cama me ayudaría a recuperarme.

Mientras estuve de cama, leí en mis libros de embarazo que decía que el manchado podría indicar una perdida de embarazo potencial. Pero yo pensaba que eso solo le pasaba a otras personas, no a mi. Probablemente me había extenuado un poco y mi cuerpo estaba tratando de decirme que descansara.

Al día siguiente el manchado aumentó y el doctor quiso que fuera a su oficina. Cuando el doctor, aclarando su garganta y moviendo nerviosamente los papeles en su escritorio de un lado al otro me lo dijo, con muchas palabras, con muchos términos médicos y yo le dije: Doctor. está usted tratando de decirme que mi bebé se murió?...salí corriendo a la sala de espera donde estaba mi marido y le dije: me pasó de verdad a mí!...pero, por que?...había hecho todo bien!..

Una semana después del aborto, yo no podía expresar la angustia de tener que cargar dentro de mi vientre a mi bebé muerto. Nunca podré olvidar la mañana que mi hijo de 8 años me dijo: Mamá, dejaste morir al bebé?...

Esa noche me fui de parto al hospital, fue el parto más difícil de mi vida. Porque al final no tendría en mis brazos una recompensa positiva de un bebé vivo.

Cuando el Demerol me comenzaba a hacer efecto...los doctores y enfermeras, con sus preguntas, gráficas, papeleos y muestras de sangre, entonces se fueron y yo me preguntaba...pero esperen!...no se olvidan de algo?...no se supone que alguno de ellos me tomara mi mano compasivamente?...y me dijera que sentía que yo hubiera perdido a mi bebé?...

Al día siguiente cuando me dieron de alta del hospital, la enfermera que me empujaba en la silla de ruedas me preguntaba:...y su bebé, no va a salir con usted?...

Ya en casa todos estaban como si nada hubiese pasado, en sus rutinas diarias. Nadie parecía saber exactamente que decirme, ni como tratarme, yo quería ser fuerte para mis otros hijos y traté de continuar como si nada hubiera pasado también...

A la mañana siguiente, cuando los niños se pusieron a pelear y mi marido estaba preparándose para salir a su trabajo, me fui abajo a la lavandería a lavar una tanda de ropa y de pronto mi angustia y pena me arropó, lloré sobre la ropa sucia. Mi bebé había muerto y la vida continuaba como siempre. A nadie le importaba lo sucedido?...fue a este punto que mi familia me descubrió llorando sola y ya a mi no me importó el ser fuerte ni valiente."

Muchos sentimientos para confrontar

Hay demasiados sentimientos que acompañan un aborto espontáneo, entre ellos están el que no lo crees, desesperación, culpa, rabia, frustración, depresión y una sensación de que ya no tienes control de tu propio cuerpo. La mayoría de los abortos suceden en el hogar o fuera del hospital, entonces muchas mujeres tienen que lidiar con su tragedia a solas.

..."Pasa tan rápido, el doctor le llama aborto espontáneo. Yo llegué del hospital el mismo día y todo el mundo trataba de actuar frente a mi tan normal. Yo quería gritarle a todos ellos: "yo no soy norma!...Yo he abortado!...soy un fracaso...", estaba con rabia conmigo misma y contra el mundo entero."

Es un hecho que el sentimiento más difícil de tratar después de un aborto espontáneo es la sensación de no ser una mujer adecuada. La víctima siente que todas las mujeres del mundo pueden quedar embarazadas y mantenerse embarazadas, menos ella. Nada más que ver a otras embarazadas puede producir un coraje interno, ellas ven particularmente a muchas mujeres embarazadas donde quiera que van y esto les hace recordar constantemente su pérdida. Ellas pueden tratar de evadir a embarazadas y amigas o mujeres que han tenido bebés recién nacidos y ellas, hasta pueden llorar cuando ven en televisión comerciales de pañales de bebé.

Estos sentimientos empañan o nublan los embarazos subsiguientes. El miedo es real especialmente si ella ha tenido varios abortos espontáneos y sin ninguna razón medica. ..."Mi sueño era tener una gran familia, tal vez de 5 a 6 hijos, explicaba una mamá, ...a pesar de tener 3 hijos saludables, yo experimenté dos abortos espontáneos en los pasados 14 meses. Mi doctor no lo puede explicar y mis amistades no lo entienden que yo quería esos bebés y quiero tener más, pero no podría soportar otro aborto."

Otra mamá describe su miedo similar: "cuatro meses atrás yo estaba embarazada pero tuve un aborto espontáneo a las ocho semanas. El doctor me dijo que los dos abortos no tenían nada que ver y me dijo que tratara de nuevo embarazarme.

Para entonces yo sentía que nunca podría tener otro bebé y me sentía no adecuada y vulnerable.

Durante mi tercer embarazo yo me sentía aprehensiva, habían días que estuve cerca de la histeria. Pero esta vez fui bendecida...tuve un maravilloso bebé saludable...que nunca creeré que fue posible."

Los sentimientos de apego que se forman entre un bebé sin todavía nacer y la mamá embarazada, intensifican el aspecto emocional de un aborto espontáneo. Algunos expertos creen que el "lazo" o apego, se forma cuando la madre embarazada comienza a sentir los primeros movimientos de su bebé dentro de su mamá. Pero en muchas mujeres que están ansiosas de quedar embarazadas este lazo se forma con cada día que pasa de su período menstrual tardío: "...yo me hice yo misma la prueba de embarazo y cuando se formo el aro en el medio, yo tomé la primera foto de mi bebé. Yo aborté dos meses después. No pude creer cuanto se podía extrañar a alguien, no lo sabia verdaderamente."

Los siquiatras recalcan que la pérdida de un bebé sin nacer es la pérdida de sueños y fantasías hechas. Muchas veces ésta pérdida y sufrimiento dura más que cuando se pierde a alguien que has conocido.

Dejar salir esta pena es importante

Seguir un camino normal del proceso de dejar salir esta pena es la clave de como manejar éste trauma emocional después de una perdida de embarazo o bebé: "...Compartir esta pena con mi familia fue el primer paso hacia mi cura emocional, fue también bueno para mis niños conocer mi pena. Dejar salir esta pena es parte de sanarse emocionalmente."

Dr. Elizabeth Kubler-Ross quien ha estudiado el proceso de penar a fondo, reconoce cinco diferentes etapas que un individuo experimenta cuando esta trabajando a través de su pena:

1. Negarlo, coraje

2. Miedo, negociación

3. Depresión

4. Retiro

5. Aceptación

Es muy importante reconocer que no hay un tiempo límite para completar las etapas de su sufrimiento. Esto es muy diferente en todos, muy dificultoso y en el caso de un aborto espontáneo temprano, muy solitario.

Desafortunadamente, los recursos que la mujer acude para su consuelo pueden fallarle a ella. Amigos que al principio pudieron sentir su pena en un comienzo, pueden tender a pensar que varias semanas es todo lo que necesitas para restaurar tu buen espíritu. Ellos pueden aconsejarte: "solo no pienses en ello"..."trata de mantenerte ocupada"...o pueden devaluar tu experiencia con comentarios como estos: "paso para bien"...a lo mejor era que el bebé venía con algo malo"..."tu puedes siempre tratar de nuevo"..."bueno , ya tu tienes otros niños"...ponte a pensar en las mujeres que no tienen ninguno."

El medico de la mamá puede ser el que menos pueda ayudarla. El puede sentirse incómodo actuando como consejero, una posición que ellos no fueron entrenados. Los médicos puede haber escogido la profesión de obstetricia por ser considerada una profesión "feliz", con relativamente pocas muertes.

Cuando falla un embarazo, el doctor se puede sentir que no puede ayudar en nada y decepcionado.

A pesar que la mayoría de las mujeres comparten con su esposo su sufrimiento hasta algún grado, algunas veces hay malentendidos envueltos. Es muy normal que la mamá sienta una pena más intensa y que dure por más tiempo que a su marido. Es también común que los sentimientos del marido no se tomen casi en cuenta, por ser la madre la que cargó a su bebé y tiene el trauma físico del aborto. El marido tiene que bregar con sus sentimientos más con los sentimientos de recuperación emocional y física de su esposa. El puede tratar de esconder sus sentimientos para proveer fuerza moral y apoyo a su esposa. Ella puede sentir que su marido no comparte su sentimiento de pérdida. Las parejas que tiene que bregar con un aborto, concuerdan que es muy importante compartir sus sentimientos abiertamente, de manera de proveer comodidad y fuerza entre cada uno de ellos.

Muchas mujeres encuentran que su mejor recurso de apoyo es una amiga que ha tenido también un aborto. Lo que han aprendido de esta experiencia y los sentimientos que tienen de reafirmación, particularmente si esta amiga ha tenido después embarazos normales en los siguientes meses o años después.

Algunos padres han organizado grupos de apoyo como: "The Compassionate Friends, Inc." (los Amigos con Compasión, Inc.), una organización internacional sin fines de lucro, de ayuda propia, que ofrece amistad y entendimiento a padres que han perdido un hijo. Ellos proveen información sobre el proceso de como dejar salir la pena, tiene amigos por teléfono, que pueden ser llamados y grupos de apoyo mensuales para compartir.

Aunque se tenga el apoyo de amigos y familiares, el tiempo suele ser el ingrediente esencial para sanarse emocionalmente y físicamente las "heridas" de un aborto o pérdida de un hijo. Porque la comunidad médica tiene poco conocimiento del tema de un aborto espontáneo, una mujer puede que nunca tenga las respuestas a sus preguntas producidas por su experiencia. En vez de eso, a ella la dejan encarar frente a una incertidumbre y soledad de no saber "por qué sucedió" ni entender "cómo" y siempre preguntarse :

"y si...?"

Como ayudar a una madre que tuvo un aborto espontáneo o perdió a su bebé

Las siguientes son sugerencias prácticas para la familia y los amigos que quieren ayudar, después de que una madre ha sufrido un aborto:

Reconocer el aborto. Una visita personal, una nota o una llamada telefónica para decirle que lo sientes mucho, será muy necesario y apreciado para la madre y su familia. Mientras algunas personas prefieren no hablar del tema tratando de no alterar o lastimar más a la madre y a su familia, en la realidad la madre necesita que otros reconozcan y compartan su sufrimiento y lo que ha pasado.

Escuche: Alguien que esta pasando por una pena necesita compartir, decir y volver a contar lo que ha pasado. Puede ser muy terapéutico el expresar sus sentimientos y describir su experiencia a amigos y parientes y más que nada, le ayudará al proceso de pasar la pena.

Ayudar a la madre con los quehaceres del diario vivir: Muchas veces un aborto puede ser físicamente tan pesado para el cuerpo como un parto de un bebé nacido a término. Ayudarla con las comidas, ayudarla con los otros hijos, y hacerle los quehaceres del hogar, puede ser necesario para la recuperación física de la madre y puede darle ánimo a su espíritu también. Es muy importante entender que alguien que ha pasado por esta situación de pérdida tan triste, necesita del apoyo de otros, pero para ella es demasiado agobiante buscar ese apoyo y ayuda. Se específico en ofrecerle ayuda: "yo te voy a traer comida mañana por la noche", en vez de decirle cosas generales como "si necesitas alguna ayuda, me llamas". Alguien que esta pasando por tanta pena no se siente bien en llamar a nadie, ni en pedir ayuda en lo que podría ella desesperadamente necesitar.

Si van a estar cerca de ella, lean sobre los abortos: Hay muchos libros y artículos sobre este tema, especialmente del tema de lo que han pasado otras mujeres y lo que han experimentado en un aborto, puede ayudar mucho a entender los sentimientos y reacciones de la madre que ha perdido a su bebé y ha tenido un aborto.

Pendiente de "el día en que pasó" tan difícil de olvidar: Qué edad tendría el bebé si hubiera nacido en este día de su muerte, al próximo año?...siempre va a ser recordado por la madre. Estos días de aniversario de su muerte pueden ser días muy difíciles y tristes para la madre y su familia. Anticipa que ella necesitará ayuda en estos días.

Ten mucho cuidado que le dices a ella: Amigos y parientes con buenas intenciones a veces le dicen cosas que ellos creen que le va a hacer bien a la madre y lo que hacen es lo contrario, la lastiman más: como por ejemplo las siguientes frases no las digas: ----"fue mejor así"..."todo ocurre para bien"...."ya paso, ahora olvídalo"....todas estas oraciones minimizan la experiencia y causan culpabilidad en la madre haciéndola pensar que ella está mal cuando todo el mundo le hace creer y pensar que no fue nada.----Tampoco digas oraciones que buscan una razón: "A lo mejor fue que quedaste embarazada demasiado rápido desde la ultima vez"...(esto hace sentir que fue su culpa, y se le suma a la culpa que ella está sintiendo)...en la mayoría de los casos no hay nada que las madres pudieran hacer para cambiar el resultado.---No digas oraciones que le recuerden a ella que hay gente que está sufriendo más que ella por algo peor que lo de ella. Aunque sea cierto lo que le digas, esto no es de importancia para alguien que está sufriendo. Ella necesita que reconozcan que aunque se vea pequeña su pérdida ha sido algo de mucha pena y angustia para ella.--- Simplemente dile " lo siento mucho" o "Tu debes de estar sintiendo tremenda pena", reconoce lo que ha pasado y abre las puertas de la comunicación con ella.

Continua apoyándola!: No te desaparezcas después de varias semanas o meses. La necesidad que tiene la madre que abortó de amigos y familiares que la apoyen y la acompañen dura mucho tiempo después de lo sucedido.

Un aborto es una experiencia emocional traumática. Cómo reaccionen los familiares y amigos es muy importante y quedará grabado para siempre en la mente de ésta madre para toda su vida y las relaciones futuras con estas personas se deteriorarán o se fortalecerán por lo que le han dicho o ayudado o hecho.

Contribución por Janet Dittmer, gerente editor de Welcome Home, y Cindy Richetti.

Este articulo fue copiado de "Welcome Home", Vol. 1, No. 8, agosto de 1984.

"Mothers At Home" es una organización sin fines de lucro que apoya a toda madre que decide quedarse en su hogar a cuidar a sus hijos. Para más información escriba a: 9673 Lee Highway, Fairfax, VA, 22031

Marsha Halbrook y Joan K. Webb.
New Beginnings, enero-marzo 1989, paginas 3-8.
Traducido por Gretchen Rivera de Cummings.

Fuente
Liga Internacional de la Leche
http://www.lalecheleague.org

Articulos relacionados:

 


Aviso

La información que usted encontrará en este artículo no pretende substituir el necesario consejo médico o la necesidad de un tratamiento profesional médico para una dolencia o transtorno en su salud.

Siempre debe consultar a un médico ante cualquier duda sobre su salud y antes de comenzar un nuevo tratamiento con medicamentos, dieta o programa de ejercicio físico


 

 

 


 

 

 
Siganos en  Facebook
Suscríbase
a Nuestro Boletín
Anote el codigo de seguridad CAPTCHA Image Enviar
Visite la página para Profesionales en Slaud o Pregunte al Médico
Profesionales en Salud Pregunte al Medico