Qué es la sarna?

Otros nombres: escabiosis

La sarna o escabiosis es una infección parasitaria común causada por el ácaro de la sarna (Sarcoptes scabiei). Se produce en ambos sexos, en todas las edades, en todos los grupos étnicos, y en todos los niveles socioeconómicos. 

Puede propagarse rápidamente en condiciones de hacinamiento, donde el contacto físico cercano es frecuente. Instituciones como hogares de ancianos, centros de convalecencia, y prisiones son a menudo los sitios de los brotes de sarna.

Síntomas

Los síntomas más comunes de la sarna son causados ​​por la sensibilización a las proteínas y las heces del parásito.

Si una persona nunca ha tenido sarna los síntomas pueden tardar de 4 a 6 semanas en presentarse después de la exposición al parásito.

Es importante recordar que una persona infestada puede contagiar la sarna durante este tiempo, incluso si aún no presenta síntomas.

En una persona que ha tenido sarna los síntomas generalmente aparecen mucho antes (de 1-4 días) después de la exposición.

Los signos y síntomas de la sarna son:

  • Picazón intensa especialmente por la noche o después de un baño con agua caliente.
  • Erupción eritematosa (roja) en la piel  con picazón.
  • Lesiónes con pus.
  • La erupción puede incluir pequeñas ampollas (vesículas) y escaras.
  • Líneas finas,  oscuras, de  3 - 15 mm, e irregulares (ensortijadas), que a menudo son difíciles de ver. Se encuentran con mayor frecuencia en la membrana entre los dedos, en pliegues de la piel en la muñeca, el codo o la rodilla, en el pene, seno, o el hombro.

Rascarse la erupción puede causar úlceras  en la piel que pueden llegar a infectarse con bacterias.

El  picor y erupción de la piel  puede afectar a gran parte del cuerpo o se limita a sitios comunes como:

  • Entre los dedos;
  • Muñeca;
  • Codo;
  • Axila;
  • Pene;
  • Pezón;
  • Cintura;
  • Nalgas;
  • Omóplatos.

La cabeza, cara, cuello, las palmas y las plantas de los pies a menudo están involucrados en bebés y niños muy pequeños, pero por lo general no en adultos y niños mayores.

Transmisión

Los ácaros no pueden volar ni saltar, estos se arrastran a razón de 2,5 cm por minuto en la piel caliente. Pueden sobrevivir durante 24 a 36 horas a temperatura ambiente y humedad media.

Entre más parásitos hayan en una persona, mayor es la probabilidad de transmisión, ya sea directa ( piel-a-piel) o indirecta.

La transmisión se puede dar al  bañar un paciente, aplicar lociones en el cuerpo, masajes de espalda o cualquier contacto extensivo.

También se puede transmitir a través de la ropa y ropa de cama.

Diagnóstico

El diagnóstico de una infestación de sarna por lo general se hace a la obsevación de las lesiones en la piel, distribución de la erupción y la presencia del parásito.

Siempre que sea posible, el diagnóstico de la sarna debe ser confirmado mediante la identificación del ácaro, los huevos de ácaros, o la materia fecal del ácaro.

Esto se puede hacer mediante la eliminación de un ácaro cuidadosamente desde el extremo de su madriguera con la punta de una aguja o mediante la obtención de raspado de la piel para examinar con un microscopio para observar los ácaros, huevos o materia fecal.

Complicaciones

La intensa picazón de la sarna conduce al rascado que puede ocasionar úlceras en la piel, las cuales pueden infectarse con bacterias, tales como Staphylococcus aureus o estreptococo beta-hemolítico.

A veces, la infección bacteriana de la piel puede provocar una inflamación de los riñones llamada glomerulonefritis post-estreptocócica, que es una enfermedad grave.

La sarna atípica es infrecuente. La presentación clásica puede acompañar signos atípicos. Los pacientes con presentación atípica incluyen los muy jóvenes, los ancianos, los débiles y los inmuno-comprometidos.

Los síntomas pueden incluir hiperpigmentación excesiva (coloración de la piel), erupción cutánea e infección bacteriana.

Los niños pequeños pueden experimentar cambios eccematosos y erupciones vesiculares en la cabeza, detrás de las orejas, en el cuello, en las palmas de la mano, y en las plantas de los pies.

Los ancianos pueden experimentar síntomas en el cuero cabelludo donde el cabello se muestra adelgazado. También puede experimentar una respuesta inflamatoria o sensibilización disminuida resultante de infestación.

El sistema inmune no reconoce la presencia de los ácaros de  sarna y por lo tanto no provoca una respuesta inmunológica al ácaro.

La sarna costrosa o sarna noruega es una infestación rara y muy contagiosa de los ácaros, caracterizada por la invasión masiva de este parásito.

Continuar leyendo Tratamiento de la sarna

Fuente

GeoSalud, 10 de setiembre del 2016