Qué es la enfermedad del gusano del corazón?

La enfermedad del gusano del corazón es una enfermedad causada por Dirofilaria immitis y puede ser potencialmente fatal. Afecta a perros, gatos, hurones y a otros mamíferos, incluyendo los humanos.

La dirofilariasis se distribuye ampliamente, siendo reconocida esta enfermedad  en las zonas templadas del norte y del sur, en los trópicos, y en los subtrópicos y es transmitido por más de 60 especies de mosquitos.

El perro es el huésped típico. En esta enfermedad se puede causar un daño duradero al corazón, los pulmones y arterias, y puede afectar a la salud y calidad de vida mucho después de que los parásitos se han ido del perro.

Por esta razón, la prevención es, con mucho, la mejor opción, y cuando el tratamiento sea necesario se debe administrar tan temprano en el curso de la enfermedad como sea posible.

El gato es un huésped atípico para los gusanos del corazón, y la mayoría de los gusanos en los gatos no sobreviven a la etapa adulta. Los gatos con parásitos adultos suelen tener tan sólo uno a tres gusanos, y muchos gatos afectados no tienen gusanos adultos.

Es importante entender que incluso los gusanos inmaduros causan daño real en la forma de una condición conocida como gusano del corazón asociado a la enfermedad respiratoria.

Por otra parte, el medicamento utilizado para tratar infecciones del parásito del corazón en los perros no se puede utilizar en los gatos, por lo que la prevención es el único medio de protección.

Cómo se transmite la enfermedad del gusano del corazón?

El mosquito juega un papel esencial en el ciclo de vida del parásito del corazón. El parásito hembra adulto que vive en un animal infectado produce gusanos microscópicos llamados microfilarias que circulan en el torrente sanguíneo. Cuando otros mosquitos pican y consumen sangre de un animal infectado, recogen estos gusanos microscópicos, que se desarrollan y maduran en larvas "fase infecciosa" durante un período de 10 a 14 días.

Entonces, cuando el mosquito infectado pica a otro perro, gato o animal salvaje susceptible, las larvas infectantes se depositan sobre la superficie de la piel del animal y entran en el nuevo huésped a través de la mordedura del mosquito. Una vez dentro del nuevo huésped, se tarda aproximadamente 6 meses para que las larvas maduren en parásitos adultos.

Cuando los gusanos del corazón han madurado, pueden vivir durante 5 a 7 años en perros y hasta 2 o 3 años en los gatos. Debido a la longevidad de estos gusanos, cada temporada de mosquitos puede conducir a un aumento del número de gusanos en una mascota infectada.

Cuáles son los signos de la enfermedad del gusano del corazón en los perros?

En las primeras etapas de la enfermedad, muchos perros muestran pocos síntomas o ningún síntoma en absoluto. Entre más tiempo persista la infección, hay más probabilidad de que los los síntomas se desarrollen.

Los perros activos, perros muy infectados con el parásito, o aquellos con otros problemas de salud a menudo muestran signos clínicos pronunciados.

Los signos de la enfermedad del gusano del corazón pueden incluir:

  • Tos leve persistente
  • Intolerancia al ejercicio
  • Fatiga
  • Disminución del apetito
  • Pérdida de peso.

Cuando la enfermedad del gusano del corazón progresa, las mascotas pueden desarrollar insuficiencia cardíaca y la aparición de un vientre hinchado debido al exceso de líquido en el abdomen.

Los perros con un gran número de gusanos del corazón pueden desarrollar obstrucciones repentinas del flujo sanguíneo dentro del corazón que conduce a una forma potencialmente mortal de colapso cardiovascular.

Esto se conoce como el síndrome de la vena cava, y se caracteriza por un inicio repentino de dificultad para respirar, encías pálidas y orina con sangre o de color café oscuro. Pocos perros sobreviven sin la  remoción quirúrgica oportuna de la obstrucción producida por el parásito.

Cuáles son los signos de la enfermedad del gusano del corazón en los gatos?

Los signos de la enfermedad del gusano del corazón en los gatos pueden ser muy sutiles o muy dramáticos. Los síntomas pueden incluir tos, ataques de asma, vómito periódico, falta de apetito o pérdida de peso.

De vez en cuando un gato afectado puede tener dificultad para caminar, desmayos o convulsiones, o sufren de acumulación de líquido en el abdomen. La primera señal en algunos casos es colapso repentino, o muerte súbita. 

Qué tan probable es que mi mascota adquiera esta enfermedad?

Hay que considerar muchos factores, incluso si el parásito no parece ser un problema en su localidad. Su comunidad puede tener una mayor incidencia de la enfermedad del gusano del corazón de lo que cree, o sin darse cuenta puede viajar con su mascota a un área donde los gusanos del corazón son más comunes.

Los perros callejeros y abandonados y cierta fauna como coyotes, lobos y zorros pueden ser portadores de parásitos del corazón. Los mosquitos vuelan grandes distancias debido al viento y la reubicación de los animales domésticos infectados a zonas previamente no infectadas también contribuye a la propagación de la enfermedad del gusano del corazón.

Además debido a que los mosquitos infectados pueden entrar a las casas, los animales domésticos de interior y exterior están en riesgo.

Por esa razón, la Sociedad Americana del Gusano del Corazón recomienda que se realice la prueba una vez al año y dar a la mascota tratamiento preventivo contra el gusano del corazón los 12 meses del año.

Qué necesito saber acerca de la prueba del gusano del corazón?

Recordemos que la enfermedad del gusano del corazón es una enfermedad grave y progresiva. Cuanto antes se detecte, mayores serán las posibilidades de que la mascota se recupere.

La prueba requiere sólo una pequeña muestra de sangre de la mascota, y funciona mediante la detección de la presencia de proteínas del gusano del corazón. Los resultados por lo general se obtienen rápidamente. Si el resultado da positivo se pueden realizar más pruebas para comprobar el diagnóstico.

Cuándo se debe realizar la prueba?

Los procedimientos de análisis y tiempo difieren un poco entre los perros y los gatos.

Perros

Todos los perros deben ser evaluados anualmente para la infección del parásito del corazón, y esto por lo general se puede hacer durante una visita de rutina para el cuidado preventivo.

A continuación se presentan las recomendaciones sobre las pruebas y el calendario:

  • Cachorros menores de 7 meses de edad se puede iniciar tratamiento preventivo del parásito del corazón sin una prueba previa (se necesitan al menos 6 meses para que un perro tenga un resultado positivo después de que haya sido infectado), pero deben ser revisados 6 meses después de su visita inicial, repetir la prueba 6 meses y luego anualmente para asegurarse de que están libres del gusano del corazón.
  • Perros adultos más de 7 meses de edad y que anteriormente no han sido tratados preventivamente contra la enfermedad, se necesita realizar la prueba del gusano del corazón antes de iniciar el tratamiento preventivo del parásito del corazón. Ellos también necesitan ser revisados 6 meses y 12 meses después y anualmente después de eso.

Si se ha dado un lapso en el tratamiento preventivo (uno o más dosis atrasadas), se debe realizar la prueba inmediatamente, después se prueba de nuevo seis meses más tarde y anualmente después de eso.

La prueba anual es necesaria, incluso cuando los perros están en tratamiento preventivo durante todo el año, para asegurar que el programa de prevención está funcionando. Los medicamentos del gusano del corazón son muy eficaces, pero los perros todavía pueden infectarse.

Si se olvida de una sola dosis del medicamento mensual o si se da tarde, se puede dejar a la mascota desprotegida. Incluso hay que tener cuidado si se le da el medicamento según lo recomendado, pero el perro escupe o vomita la píldora o se frota el medicamento tópico.

Los tratamientos preventivos del parásito del corazón son muy eficaces, pero no son 100% efectivos. Si no se realiza la prueba, usted no sabrá si su perro necesita tratamiento.

Gatos

La infección del gusano del corazón en los gatos es más difícil de detectar que en los perros, porque los gatos son mucho menos propensos que los perros a tener el parásito adulto. El método preferido de detección en gatos incluye el uso tanto de un antígeno y un anticuerpo (la prueba de "anticuerpo" detecta la exposición a las larvas del gusano del corazón).

Su veterinario también puede utilizar los rayos X o ultrasonido para detectar una infección del gusano del corazón. Los gatos deben ser probados antes de iniciar la prevención y re-probado como el veterinario considere apropiado para documentar la exposición continua y el riesgo.

Debido a que no existe un tratamiento aprobado para la infección del parásito del corazón en los gatos, la prevención es fundamental.

Qué pasa si mi perro da positivo a la prueba del gusano del corazón?

Nadie quiere escuchar que su perro tiene el gusano del corazón, pero la buena noticia es que la mayoría de los perros infectados pueden ser tratados con éxito.

El objetivo es estabilizar primero su perro si él está mostrando signos de la enfermedad, y luego eliminar a todos los gusanos adultos e inmaduros, manteniendo los efectos secundarios del tratamiento al mínimo.

Esto es lo que debe esperar si su perro da positivo:

  • Confirmar el diagnóstico. Una vez que el perro da positivo en una prueba de antígeno, el diagnóstico debe ser confirmado con una prueba diferente y adicional. Debido a que el régimen de tratamiento para el gusano del corazón es caro y complejo, su veterinario querrá estar absolutamente seguro de que es necesario un tratamiento.
     
  • Restringir el ejercicio. Este requisito puede ser difícil de cumplir, especialmente si su perro está acostumbrado a estar activo. Pero las actividades normales físicas de su perro deben restringirse tan pronto como se confirme el diagnóstico, ya que el ejercicio físico aumenta la velocidad a la que los parásitos del corazón causan daño en el corazón y los pulmones. Entre más graves sean los síntomas mayor debe ser el reposo.
     
  • Estabilizar la enfermedad de su perro. Antes de comenzar el tratamiento real del gusano del corazón, se necesita estabilizar con la terapia adecuada de acuerdo a la condición de su perro. En casos graves de la enfermedad del gusano del corazón, o cuando un perro tiene otra enfermedad grave, el proceso puede tomar varios meses.
     
  • Tratamiento a administrar. Una vez que su veterinario ha determinado que su perro está estable y listo para el tratamiento del gusano del corazón, le recomendarán un protocolo de tratamiento que implica varios pasos. La Sociedad Americana del Gusano del Corazón tiene directrices para el desarrollo de este plan de ataque.

    Los perros con signos o síntomas leves de la enfermedad del gusano del corazón, como la tos o intolerancia al ejercicio, tienen una alta tasa de éxito con el tratamiento. La enfermedad más grave también puede tratarse con éxito, pero la posibilidad de complicaciones es mayor.

    La gravedad de la enfermedad del gusano del corazón no siempre se correlaciona con la severidad de los síntomas, y los perros con muchos gusanos puede tener pocos o ningún síntoma temprano en el curso de la enfermedad.
     
  • Pruebas (y prevenir) para el éxito. Aproximadamente 6 meses después de terminar el tratamiento, el veterinario realizará una prueba del gusano del corazón para confirmar que todos los parásitos del corazón han sido eliminados. Para evitar la posibilidad de que su perro adquiera la enfermedad de nuevo, tendrá que administrar la prevención del gusano del corazón durante todo el año para el resto de su vida.

Qué pasa si mi gato da positivo a la prueba del gusano del corazón?

Debido a que un gato no es un hospedero ideal para los gusanos del corazón, algunas infecciones se resuelven espontáneamente, aunque estas infecciones pueden dejar a los gatos con daños en el sistema respiratorio.

Los gusanos del corazón también afectan el sistema inmunológico del gato y puede causar síntomas como tos, sibilancias y dificultad para respirar.

Los gusanos del corazón en los gatos pueden incluso migrar a otras partes del cuerpo, como el cerebro, el ojo y la médula espinal. Las complicaciones graves, como coágulos de sangre en los pulmones y la inflamación pulmonar pueden resultar cuando los gusanos adultos mueren en el cuerpo del gato.

Esto es lo que puede esperar si su gato da positivo al gusano del corazón:

  • Diagnóstico. Mientras que los perros infectados pueden tener 30 o más gusanos en su corazón y los pulmones, los gatos suelen tener 6 o menos y pueden tener sólo uno o dos. Pero mientras que la gravedad de la enfermedad del gusano del corazón en los perros se relaciona con el número de gusano, en gatos, sólo uno o dos gusanos pueden hacer que un gato este muy enfermo. El diagnóstico puede ser complicado, se requiere un examen físico, radiografías, recuento sanguíneo completo y ultrasonido también se puede realizar.
     
  • Tratamiento. Desafortunadamente, no hay ninguna terapia aprobada para la infección del gusano del corazón en los gatos, y el medicamento usado para tratar infecciones en los perros no es seguro para los gatos. Sin embargo, los gatos con enfermedad del gusano del corazón se puede aliviar con un buen cuidado veterinario. El objetivo es estabilizar su gato y determinar un plan de cuidados a largo plazo.
     
  • Monitoreo de su gato. Si su gato no está mostrando signos de dificultad respiratoria, pero los gusanos se han detectado en los pulmones, las radiografías de tórax cada 6 a 12 meses pueden ser recomendados. Si se observan síntomas leves, pequeñas dosis de prednisolona se pueden administrar para ayudar a reducir la inflamación.
     
  • Proveer atención veterinaria. Si la enfermedad es grave, se recomienda la hospitalización con el fin de proporcionar una terapia, tales como fluidos intravenosos, medicamentos para tratar los síntomas de pulmón y corazón, antibióticos y cuidados de enfermería general. En algunos casos, la extirpación quirúrgica de los gusanos del corazón puede ser posible.
     
  • Prevención. Un gato que ha desarrollado la enfermedad del gusano del corazón ha demostrado que es susceptible a esta enfermedad, y los gatos tanto fuera como dentro de la casa están en riesgo. Es importante dar a sus gatos preventivos del gusano del corazón mensuales, que están disponibles tanto en forma oral o tópica.

Hay alguna vacuna contra el gusano del corazón?

No. En este momento, no hay una vacuna disponible para la prevención de la enfermedad del gusano del corazón en perros o gatos. Sin embargo, los investigadores están estudiando esta posibilidad.

Cuál es el tratamiento contra el gusano del corazón?

Si su perro ha dado positivo al examen del gusano del corazón, el tratamiento es en base a melarsomina (Immiticide), un organoarsénico. Con dos dosis (2,5 mg / kg por vía intramuscular cada 24 horas durante 2 tratamientos), la eficacia es más del 96%, y del 99% de eficacia si se repite la terapia de dos dosis en 4 meses.

La restricción del ejercicio es indispensable ya que se pueden generar émbolos sanguíneos con esta terapia.

En los gatos no se puede utilizar este o ningún otro medicamento, por lo que la prevención es fundamental.

Cuál es el tratamiento preventivo?

En este momento, la enfermedad del gusano del corazón sólo se puede evitar mediante el uso regular y adecuado de medicamentos preventivos, que son recetados por su veterinario, como lo son la ivermectina (Heartgard), oxima milbemicina (Interceptor), selamectina (Revolución), y moxidectina (ProHeart, ProHeart 6, y con imidicoprid en Advantage / Multi).  

Dichos agentes, interrumpen el desarrollo de larvas durante los primeros 2 meses después de la infección. Estos medicamentos están disponibles como un masticable de una vez al mes, uso tópico una vez al mes, y una inyección dos veces al año.

Usted debe determinar la mejor opción para su mascota al hablar con su veterinario. Muchos de los medicamentos tienen el beneficio adicional de prevenir otros parásitos también.

Qué hace que un perro muera de la enfermedad del gusano del corazón?

La enfermedad del gusano del corazón es muy compleja y puede afectar a muchos órganos vitales, incluyendo el corazón, los pulmones, los riñones y el hígado.

Como resultado de ello, el resultado de la infección varía en gran medida de paciente a paciente.
Los gusanos adultos causan la inflamación de los vasos sanguíneos y pueden bloquear el flujo de sangre que conduce a una trombosis pulmonar (coágulos en los pulmones) y la insuficiencia cardiaca.

Recuerde, los gusanos del corazón son parásitos largos y los daños que causan pueden ser graves. La enfermedad del gusano del corazón también puede conducir a insuficiencia hepática o renal. Los perros que están expuestos a un gran número de larvas infectantes a la vez corren un gran riesgo de muerte súbita debido a un número masivo de desarrollo de las larvas que bombardear el sistema vascular.

Otros animales pueden vivir durante mucho tiempo con sólo unos pocos adultos del parásito y no muestran signos a menos que se de un cambio ambiental, tales como un aumento brusco de temperatura, u otro problema de salud importante.

Mi perro dió positivo la prueba para el gusano del corazón. Mi veterinario me recomendó la prevención mensual antes de iniciar el tratamiento. ¿Es correcto?

Sí, es recomendable brindar tratamiento preventivo. Este tratamiento  se debe realizar  bajo la supervisión directa de un veterinario porque los perros con microfilarias (lombrices bebé en la sangre que el mosquito recoge cuando se alimenta) podrían tener una reacción al medicamento preventivo.

Es importante que su veterinario evalúe la gravedad de la enfermedad y elija el tratamiento correcto. Al iniciar el programa de prevención se asegura de que su perro no va a adquirir una nueva infección del gusano del corazón mientras está siendo tratado por la enfermedad existente.

Este enfoque hace que el tratamiento de la infección sea más eficaz.

.

Autor: Dr. Carlos Muñoz Retana

​Actualizado: 19 de Septiembre, 2018