Anuncios

Vacuna contra el sarampión

Vacuna triple vírica SRP o sarampión-rubeola-paperas

Por lo general la vacuna contra el sarampión forma parte de una vacuna combinada llamada SRP (sarampión-rubeola-paperas) que protege contra tres enfermedades virales: el sarampión, la rubéola y las paperas.

Se recomienda aplicar dos dosis a los niños: la primera entre los 12 y 15 meses de edad, y la segunda entre los 4 y 6 años antes de entrar a la escuela. 

Anuncios

El médico de su hijo puede ofrecerle también la vacuna SRPV, una combinación de cuatro vacunas que protege contra el sarampión, las paperas, la rubéola y la varicela.

Está autorizado el uso de la SRPV en niños de 12 meses a 12 años de edad. Puede ser usada en lugar de la SRP si el niño necesita una vacuna contra la varicela además de las vacunas contra el sarampión, las paperas y la rubéola. 

Las personas que no están protegidas contra el sarampión corren el riesgo de contagiarse cuando viajan a otros países.

Consulte a su médico para saber si usted o su hijo (incluidos los menores de doce meses de edad) deben vacunarse antes de viajar.

Efectos secundarios de la vacuna SRP

Los efectos secundarios más comunes generalmente son leves e incluyen los siguientes:
 

  • Fiebre en 1 de cada 6 personas.
  • Sarpullido leve en 1 de cada 20 personas.
  • Hinchazón de las glándulas en las mejillas o el cuello en muy pocas personas.
  • Fiebre lo suficientemente alta en 1 de cada 3,000 personas como para causar convulsiones (sacudidas del cuerpo o fijación de la mirada). No obstante, estas convulsiones no causan ningún daño a largo plazo.
  • Dolor y rigidez temporal en las articulaciones (más que todo en los adolescentes y los adultos)
  • Las reacciones alérgicas graves a la vacuna SRP ocurren en menos de 1 en un millón de personas.
     

Cuándo debe mi hijo recibir la vacuna SRP?

Para obtener la mayor protección, los niños necesitan dos dosis de la vacuna SRP a las siguientes edades:

  • Una dosis entre los 12 y 15 meses de edad y
  • Una segunda dosis entre los 4 y 6 años de edad.

Se puede dar la vacuna SRP al mismo tiempo que otras vacunas. Esto no es peligroso, ni siquiera para los niños mayores.

Anuncios

Si se presenta un brote de la enfermedad, las autoridades de salud podrían recomendar poner la vacuna SRP a los bebes menores de 12 a 15 meses de edad, a veces hasta los niños que tienen 6 meses de edad.

Se recomienda que todos los viajeros internacionales se pongan dos dosis de la vacuna SRP a partir de los 12 meses de edad.

Los bebés de 6 a 11 meses de edad se deben poner una dosis antes de viajar.

La vacuna SRP para niños mayores

Los niños de cualquier edad hasta los 18 años que se se vacunaron, o sólo completaron parcialmente su vacuna triple viral (SRP), deben vacunarse o completar sus vacunas para estar protegidos contra el sarampión y las otras enfermedades que cubre esta vacuna (paperas y rubeola).

Si usted sabe o sospecha que su hijo no esta completamente inmunizado, debe visitar a su médico o ir al centro de salud más cercano para aplicar las vacunas que requiera.

 

Anuncios

La vacuna SRP en mujeres embarazadas

La vacuna SRP no se debe aplicar a las mujeres que ya están embarazadas o que van a quedar embarazadas poco después (dentro del mes siguiente) de la vacunación.

Se recomienda la lectura del artículo: La vacuna de sarampión en la mujer embarazada

La vacuna SRP en adultos no inmunes

La vacuna SRP se puede aplicar para los adultos que lo necesiten y que no fueron vacunados en su momento.

Si previamente recibió una dosis de SRP, debe recibir una dosis de SRP para completar la vacunación.

Si no tiene ninguna vacuna de SRP debe aplicarse dos dosis de SRP con una diferencia de un mes entre cada dosis.

Recomendaciones para viajeros internacionales

Antes de cualquier viaje internacional

Anuncios

  • Los niños de 6 meses a 11 meses de edad deben recibir una dosis de la vacuna triple vírica(*).
  • Los niños de 12 meses de edad y mayores deben recibir dos dosis de la vacuna SRP separadas por al menos 28 días.
  • Los adolescentes y los adultos que no tienen evidencia de inmunidad (**) contra el sarampión deben recibir dos dosis de la vacuna SRP separadas por al menos 28 días. Si previamente recibió al menos una dosis de SRP, entonces debe recibir solo una dosis de vacuna. 

(*) Los bebés que reciben una dosis de vacuna triple viral antes de cumplir el primer año deben recibir dos dosis más (una dosis entre los 12 y los 15 meses de edad y otra dosis al menos un mes después).

(**) Evidencia presuntiva aceptable de inmunidad contra el sarampión incluye al menos una de las siguientes situaciones:

  • Documento escrito donde se certifique que recibió la vacuna SRP o SRPV (carné de vacuna o certificación de un médico).
  • Confirmación de laboratorio de que usted sufrió sarampión en el pasado.
  • Evidencia de inmunidad por examen de laboratorio

Es segura la vacuna SRP?

La vacuna SRP es muy segura y también es efectiva para prevenir la sarampión, rubeola y paperas.

La aplicación de una dosis es 93% efectiva para prevenir el sarampión.

La aplicación de dos dosis de la vacuna eleva la efectividad para prevenir el sarampión hasta un 97%.

Las vacunas, al igual que cualquier medicamento, pueden tener efectos secundarios.

Efectos secundarios comunes:

  • La mayoría de los niños que se ponen la vacuna SRP no tienen ningún efecto secundario. No obstante, los que ocurren normalmente son muy leves, tales como fiebre o sarpullido.
  • Aproximadamente una semana a 11 días después de la inyección de SRP, algunos niños tienen una forma muy leve de sarampión. Esto incluye una erupción, fiebre, pérdida de apetito y una sensación general de malestar durante unos dos o tres días.
  • Acerca de tres a cuatro semanas después de tener la inyección de SRP, uno de cada 50 niños a desarrollar una forma leve de las paperas. Esto incluye hinchazón de las glándulas en la mejilla, el cuello o debajo de la mandíbula, y tiene una duración de un día o dos.
  • Una a tres semanas después de recibir la vacuna contra la rubéola componente de la vacuna SRP, algunas mujeres adultas experimentan dolor en las articulaciones, hinchadas o rígidas, que pueden durar alrededor de tres días.

Algunas personas no deben recibir la vacuna SRP o deben esperar

  • Cualquier persona que haya tenido una reacción potencialmente mortal alérgica al antibiótico neomicina, o cualquier otro componente de la vacuna triple vírica, no deben recibir la vacuna. Dígale a su médico si usted tiene alergias graves.
  • Cualquier persona que tuvo una reacción alérgica potencialmente mortal a una dosis previa de la vacuna SRP o SRPV no debe recibir otra dosis.
  • Personas que están enfermas en el momento programado para recibir la vacuna deben esperar a recuperarse antes de recibir la vacuna SRP.
  • Las mujeres embarazadas no deben recibir la vacuna SRP. Las mujeres embarazadas que necesitan la vacuna debería esperar hasta después del parto. Las mujeres deben evitar quedar embarazadas durante 4 semanas después de la vacunación con la vacuna triple vírica.

Dígale a su médico si la persona que recibe la vacuna:

  • Tiene VIH / SIDA u otra enfermedad que afecta el sistema inmunológico.
  • Está siendo tratado con medicamentos que afectan el sistema inmunológico, como los esteroides.
  • Tiene cualquier tipo de cáncer.
  • Está siendo tratado de cáncer con radioterapia o quimioterapia.
  • Ha tenido alguna vez un conteo bajo de plaquetas.
  • Ha recibido recientemente una transfusión de sangre o ha recibido otros productos sanguíneos.

Cualquiera de estas situaciones podría ser una razón para no recibir la vacuna o retrasar la vacunación.

La vacuna SRP y el autismo

Ha habido cierta controversia sobre si la vacuna SRP puede causar autismo, después de un estudio publicado en 1998 por el Dr. Andrew Wakefield.

En su artículo publicado en la revista The Lancet, el Dr. Wakefield afirmó que existe un vínculo entre la vacuna triple vírica y el autismo o la enfermedad intestinal.

Sin embargo, el trabajo de Andrew Wakefield ha sido totalmente desacreditado y ha sido dado de baja como médico en el Reino Unido.

Estudios posteriores durante los últimos ocho años no han encontrado ninguna relación entre la vacuna triple vírica y el autismo o la enfermedad intestinal.

Anuncios

 

Artículos relacionados:

Fuente


.

Autor: Dr. Carlos Muñoz Retana

​Actualizado: 21 de Febrero, 2019

Anuncios