Anuncios

Descodificación de las Enfermedades, Asma y Alergias


Muchas son las causas de las alergias que se manifiestas como rinitis, asma, brotes en piel, diarreas, tos repetitiva, etc. Una de las causas más frecuentes son los traumas emocionales que están ligados a lo que va ser el alergeno o sea el agente provocador de la alergia. Y la emoción más habitual, en el caso de las alergias, es producida por la separación de un ser amado; es el conflicto de separación.

Anuncios

¿Qué es la alergia? 

Es una reacción exagerada de rechazo del organismo a sustancias percibidas como extrañas, aunque sean tan naturales como la naranja.

En Europa, la alergia más frecuente era al polen, ya dejó de serlo. ¿Qué ocurría? El primer amor sucedía con alguna frecuencia en el campo, donde los jóvenes podían pasar desapercibidos y tenían el verdor de una cama gigantesca. Muchas veces ese amor era considerado  “prohibido”; entonces se sufría del temor de ser separado, hasta que ocurría. O simplemente se había terminado la cosecha y debían migrar a su lugar de origen.

Era más frecuente que esos amores y separaciones se desarrollaran en primavera o verano cuando la cantidad de polen en el ambiente es mayor. Así cuando Martine fue encontrada por su padre con Paul en un pajar y echó a patadas a éste, cada primavera Martine hacía una crisis de rinitis porque, como decía el Dr. Hamer, “le olió muy mal” esa situación dolorosa.

El inconsciente de Martine asoció ese momento de separación al polen. Podía haberlo asociado a las rosas, si hubieran estado en un rosal, como le ocurrió a Marc que tenía un amor clandestino con su vecina adolescente y ésta le anuncia cerca de un seto de rosas que se trasladan a vivir a otra ciudad y que no lo verá nunca más. Marc sufre un trauma de separación y en su nariz, se encontraba la fragancia de las rosas. 

Años más tardes, su esposa que sabía de su alergia a las rosas, compra unas de plástico. ¡Y se lo dice que son de plástico! Cuando Marc ve las rosas desencadena la crisis de asma. Ya no hay aroma sin embargo el cerebro lo lee como si lo hubiera, y reacciona violentamente rechazando ese momento de separación.

El Asma

Decía que la alergia es una reacción exagerada de rechazo del organismo a sustancias percibidas como extrañas. En Descodificación de las Enfermedades encontramos que los síntomas están asociados a un evento doloroso como una separación o también a un conflicto vivido que se rechaza con violencia y después pasa por el mecanismo de la represión, dejándolo sepultado en los confines del inconsciente.

Anuncios

Hace algunos años, una chica consultó porque cada vez que entraba a la sala de clases de la universidad, presentaba una crisis de asma. En su familia hay asmáticos, por lo que no se sorprende que a ella también le ocurra. El alergólogo le hizo pruebas de alergia y le aplicó vacunas antialérgicas. Y no la curaron. La Homeopatía  la mejoró importantemente, pero tampoco la curó.

Anuncios

Entonces revisamos la parte emocional. Ella cree que cada vez que debe hablar en la clase, tiene miedo de equivocarse o de hacer el ridículo. Aunque revisamos en la terapia todos esos momentos en las primeras sesiones, tampoco curó. Lo curioso es que en las primeras semanas de su asistencia a la universidad, como durante los años del colegio, nunca había tenido asma.

Entonces le propuse la terapia con Hipnosis para buscar otras experiencias traumáticas. Y entonces se desveló lo que ella no quería descubrir. Cuando asistió a la fiesta universitaria que se efectuó varias semanas después del inicio de clases, un muchacho la metió en un aula que estaba abierta y vacía. Ahí la violó.

Ella no quiso contarlo a nadie porque se sentía culpable por haber ingerido licor. No quiso ni recordar ese evento. Pero el inconsciente, su cerebro y todo el cuerpo grabaron en sus células ese momento en que se sintió como ahogada por el peso y la presión que ejercía el cuerpo del violador sobre ella. ¡Casi no podía respirar! Y su impotencia de no poder hacer nada. No había alumnos, no había profesor, no tenía que hablar en público, pero estaban las paredes, los pupitres, la pizarra, todo lo que recordaba ese momento, que ella rechazaba. Y también había la “equivocación” que cometió de tomar licor y el “ridículo” que sería contarlo, según su propio autojuzgamiento.

Por ese mismo autoreproche, no quería recordar ese evento, no sólo era doloroso sino que la culpa le producía deseo de autodestrucción. Más se reprime el evento traumático, más difícil es encontrarlo, lo que puede llevar a realizar varias sesiones de hipnosis, para romper la barrera de las Defensas del Yo, y entrar en su inconsciente, estando la paciente totalmente consciente, pues si no, no hay cura.

Cada vez que la paciente entraba a un aula, de manera automática el inconsciente captaba las paredes, los pupitres, la pizarra y remitía al conflicto vivido, el organismo entraba en simpaticotonía, es decir de alerta, de peligro, y con ello a la sensación de ahogo, de desesperación, de culpa. Sus bronquios se cerraban y un ligero silbido se escuchaba como si el aparato respiratorio se volviera un pequeñísimo tubo por donde respiraba, una pajilla silbante. Todos sus familiares, todos los que terapeutas que la vieron anteriormente pensaron, como es lógico, que tenía miedo a los exámenes, miedo al fracaso, timidez, etc.

Con técnicas apropiadas, ella curó rápidamente. Lo que puede no ser rápido es encontrar el conflicto, el trauma vivido o varios sufrimientos, si los hay. Una vez encontrado el o los mismos, la curación es muy rápida. (Ver en este sitio: Hipnosis Clínica. Entrevista al Dr. Alvarado por el Dr. Santiago Rojas).

Anuncios

Alergia en la piel. Dermatitis. Eczemas

Los bebés con frecuencia presentas eczemas y otros brotes en la piel. Una causa frecuente es la alergia a la leche de vaca. Otra causa puede ser un conflicto de separación de la madre. Esa separación puede ser simplemente que la madre vaya a la cocina y el bebé se queda solo en el cuarto. Para él la madre ha desaparecido, él se ha quedado sólo y abandonado por tiempo interminable. ¿Quién lo va alimentar, chinear, amar? ¿Se va a morir? Entonces aparece el brote, después que llega la madre. Es la manera en que el cuerpo saca la energía del estrés: es lo que Descodificación de las enfermedades se llama la fase de reparación. Como el acto de separación se repite una y otra vez, el eczema o el brote en la piel continúa.

Si además había en la habitación el aroma de una colonia o aceite de bebé, este aroma puede quedar registrado asociado a ese evento traumático. Años después, cuando ese bebé se convierte en padre o madre de su propio hijo puede presentar brote en la piel cuando utiliza la colonia o el aceite de bebé. Entonces se pensará que es ese, el agente alergénico, pero en la realidad es el recuerdo que reprime y rechaza con violencia de lo que le pasó de niño.

Si en la historia familiar ha habido abandonos, abortos, separaciones de seres queridos, es posible que el recuerdo de esos eventos haga que exista alergias frecuentes: asma, brotes, rinitis, sinusitis, etc. La medicina convencional dirá que hay una herencia de alergias. Pero ¿y si la “herencia” es más bien de temor al abandono y por ello la presencia de alergias en la familia? ¿Y será ese temor inconsciente y grabado en las células del cuerpo y del cerebro y en el cuerpo bio-plásmico (auras y chakras) la que modifica los genes?

Esto replantearía toda la genética. Así las taras o herencias serían más bien de traumas emocionales que se repiten en las familias y por consiguiente se repiten las enfermedades llamadas hereditarias, no sólo para las alergias sino para cualquier enfermedad crónica.

Alergia a mariscos

Cada vez que el ser humano vive una experiencia traumática, un conflicto, una pérdida, una muy mala noticia, todos los sentidos grabarán en el cuerpo físico y bioplásmico (aura y chakras) lo que está ocurriendo en ese momento y quedarán asociados al evento traumático de una manera inconsciente y biológica.

Una pareja están comiendo mariscos en un restaurante y uno de ellos dice:

  • “Tengo que decirte la verdad. Ya no te amo, debemos separarnos”

La persona rechazada siente un dolor desgarrador, una tristeza profunda y rabia. Y asocia, de manera inconsciente, ese momento de trauma emocional a los mariscos y así como no quiere aceptar lo que está escuchando y rechaza esas palabras de desamor, rechazará también los mariscos cada vez que en el futuro vaya a comerlos; entonces hace  una “alergia” a los mariscos. Su piel se brota con un eczema que le produce una picazón y ardor insoportable. Puede llegar a tener inflamación de la laringe y dificultar respiratoria igual que sintió después de una noticia como esa.

Podría ser que en lugar de asociar ese conflicto emocional a los mariscos, lo haga con ciertos tipos de restaurantes que tienen el mismo ambiente: música de fondo, grados de luz y oscuridad, arreglos florales, etc. Así cada vez que va a comer en un restaurante similar se reproducirá, inconscientemente, el mismo momento en que sufrió el trauma emocional y cualquier comida que ingiera pueda producirle alergia, náuseas, vómitos o dolor abdominal.

Anuncios

Por ello en la terapia en Hipnosis clínica, en la que el paciente está completamente consciente, se debe regresar al momento traumático, para encontrar con cuales estímulos de los sentidos está asociado y liberar la energía atrapada, que fue reprimida y fue asociada al conflicto vivido. Luego con técnicas de hipnosis se logra des-asociar lo que está grabado en los sentidos y en las células con lo que está en el inconsciente y lograr la cura.

Esto puede ocurrir en una sola sesión de hipnosis, pero, si la resistencia a des-cubrirlo y la represión de lo ocurrido son muy fuertes puede ocurrir después de varias sesiones. Igualmente si las alergias están asociadas a diferentes vivencias traumáticas, habrá que trabajar sobre cada una de ellas.

Nuestras células llevan grabadas todas las impresiones que se vivieron y quedaron en el inconsciente.

Si desea leer más sobre el tema de Descodificación de Enfermedades visite:

.

Autor: Dr. Roberto Alvarado Aguirre

Actualizado: 3 de Septiembre, 2018

Anuncios