Generalidades sobre el Tratamiento de la Hipertensión Arterial

 

 

Hipertensión arterial
Qué es la hipertensión arterial?
Tratamiento de la hipertensión arterial
Complicaciones de la hipertensión arterial

¿Por qué tomar tratamiento si no tengo síntomas?

El motivo de tratar al paciente hipertenso no es precisamente librarle de una determinada sintomatología. Esta patología no presenta síntomas específicos habitualmente. El objetivo, es reducir el aumento de riesgo que el hipertenso tiene de padecer complicaciones vasculares (infarto, angina, trombosis cerebral..) y renales.

¿Si soy hipertenso tengo que tomar medicamentos?

No siempre. En ocasiones y dependiendo de las cifras de presión, del tipo de vida, consumo de alcohol, consumo de sal y grado de actividad puede iniciarse el tratamiento con medidas no farmacológicas y observar si las presiones se reducen en un tiempo prudencial. Si no se normalizan, lo más recomendable es iniciar un tratamiento con medicamentos, sin olvidar que la dieta, el ejercicio, etc. no se deben dejar aún cuando se tomen pastillas para la hipertensión.

¿Son peligrosos los medicamentos?

Menos que la enfermedad. Es verdad que no existe tratamiento exento de algún efecto secundario, pero los antihipertensivos tienen pocos y por el contrario los perjuicios de una tensión muy alta son importantes.

Desde que me trato, me encuentro cansado ¿es normal?

Si el cansancio sobrevino al principio del tratamiento eso no tiene nada de anormal porque hay que dejar tiempo al organismo para adaptarse a una tensión mas baja. Durante este tiempo usted puede notar síntomas de cansancio y ligeros mareos al cambiar de posición, que son pasajeros y no deben hacer que abandone la medicación. Estos síntomas desaparecerán pronto y se encontrará mejor que antes.

Si aparece más tarde cuando usted lleva tiempo con el tratamiento, consúltelo a su médico que hará lo necesario.

¿Qué hago si el medicamento no me sienta bien?

Si cree que el medicamento o medicamentos no le sientan bien, consulte con su médico y, en todo caso, la enfermera o el farmacéutico. No modifique las dosis ni suprima el tratamiento por su cuenta.

Tengo tratamiento médico y aún así mi tensión aumenta ¿es normal?

Si usted está al principio del tratamiento, eso no tiene nada de extraordinario, hay que saber esperar a que los medicamentos actúen. Los efectos de los medicamentos hipotensotes llegan lentamente, bien porque el medicamento no actúa totalmente hasta después de un tiempo o porque usted necesita un aumento progresivo de la dosis.

Además, no siempre se encuentra a la primera la medicación o la dosis adecuada. Si sus cifras no cambian una vez establecido el tratamiento, su médico modificará el tratamiento o la dosis.

Controlar la presión arterial es un problema de tiempo y constancia por parte del médico, del hipertenso y encontrar la combinación de medicamentos adecuada.

¿Se puede dejar el tratamiento cuando la presión se normaliza?

La hipertensión arterial es una enfermedad crónica por lo que el tratamiento farmacológico es indefinido. Abandonar la medicación antihipertensiva puede ser peligroso.

Cuando las presiones están bien controladas durante un año, su médico puede reducir la medicación o incluso retirarla en función de la evolución de las presiones arteriales y siempre enfatizando al paciente la importancia de las medidas no farmacológicas. En ocasiones se consiguen largos periodos de tiempo sin medicación, pero esto debe ser hecho siempre bajo criterio de su médico, nunca tome usted esta decisión.

No olvide que su presión se ha "normalizado" porque toma medicación de forma regular y permanente.

¿Por qué un mismo medicamento no sirve para dos personas con presiones iguales?

Los motivos por los que una persona llega a ser hipertenso son muy diversos y los mecanismos de acción de los diferentes fármacos antihipertensivo también lo son. Por ese motivo, dependiendo de cual sea el mecanismo por el que mantiene sus presiones elevadas, un medicamento será efectivo y otro no.

¿Con el tratamiento antihipertensivo se pueden tomar otros medicamentos?

Hay muchos medicamentos contra la hipertensión y miles de medicamentos en las farmacias. Las mezclas posibles son innumerables, por lo que es mejor atenerse a las prescripciones de su médico, e informar siempre del tratamiento que se está siguiendo a los diferentes especialistas que usted pueda necesitar consultar.

¿La hipertensión se cura?

A menudo, en medicina, se habla de curación cuando es suprimida la causa de la enfermedad. Como en la mayoría de los casos no se encuentra la causa de la hipertensión, no se puede, estrictamente hablando, utilizar el termino de curación. Solo se puede hablar de "normalización" de las cifras de tensión cuando, gracias al tratamiento, vuelven a ser inferiores a 140/90 mmHg. Ahora bien, se puede hablar de curación cuando se conoce la causa concreta: por ejemplo, una malformación que se puede operar, pero esto es muy infrecuente.

¿Aunque tenga más de 65 años debo tratar mi hipertensión?

Sí. En los últimos años se ha podido comprobar que en las personas de edad cifras superiores a 140/90 mmHg, al contrario de lo que se creía, tienen asociado un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular que las personas con edad media, y que además, se van a beneficiar sustancialmente del tratamiento disminuyendo las complicaciones que la hipertensión conlleva.

¿Cómo y cuándo tomo la medicación?

Los beneficios del tratamiento sólo se obtienen si se toma la medicación diariamente y en la dosis prescrita por su médico.

Es bueno establecer una rutina diaria para no olvidarse nunca de tomar la medicación. No lo asocie con el desayuno o la comida, si no desayuna o come, olvidará la toma.

En general se recomienda tomar la medicación por la mañana al despertarse, pero pueden ser necesarias otras pautas que su médico le explicará.

El tratamiento no se termina cuando acaba la "caja",es continuo, por ello debe renovar su reserva de medicación antes de que se le termine el envase.

No cumplir de forma adecuada el tratamiento conlleva en muchos casos su falta de eficacia, de tal modo que pueden producirse subidas bruscas de la presión arterial, lo que genera un aumento del número de visitas a los servicios de urgencias y de ingresos hospitalarios.

¿Cada cuánto tiempo debo acudir a mi medico para el control de tratamiento?

El ritmo de las visitas a su médico y de los exámenes periódicos necesarios para la vigilancia de su estado dependerán de si se alcanzan o no los objetivos de tratamiento. La confianza es aquí esencial. En general se suelen establecer no menos de 3 visitas por año.

¿Debo dejar de trabajar?

No hay razón para ello, salvo si su hipertensión exigiera una exploración que le llevara demasiado tiempo. La hipertensión, una vez bien tratada, no constituyen un motivo válido de baja laboral.

Si desea leer mas sobre el tema de Hipertensión Arterial visitar las siguientes páginas:

Fuente
Sociedad Española de Hipertensión
http://www.seh-lelha.org/

Siganos en  Facebook
Suscríbase
a Nuestro Boletín
Anote el codigo de seguridad CAPTCHA Image Enviar
Visite la página para Profesionales en Slaud o Pregunte al Médico
Profesionales en Salud Pregunte al Medico